Páginas

viernes, 23 de marzo de 2018

A los giros no se llega tarde ni pronto, se llega justo cuando te lo propones

Ya estamos cerca de los niveles esperados del post de la semana pasada. Ahora la cuestión es manejar la situación y no dejarse llevar ni por la codicia ni por el pánico.

Me parece que la bolsa americana está peligrosa pero que aún no ha entrado en una fase bajista. Al menos por mi sistema de medias, sigue en fase alcista, y es lo que marca mi criterio. Además, a las manos fuertes no les ha dado tiempo a descargar las alforjas. No hemos visto un proceso distributivo, un largo lateral como el que tuvieron las bolsas europeas desde mayo del 2017 a enero del 2018.

Codicia sería entrar a capón, sin ningún signo de vuelta. Pánico sería no intentar entrar en un rebote por la mala sensación que da tanta noticia negativa, sobre la guerra comercial, sobre Cataluña, sobre facebook o lo que sea.

Otro tema son las bolsas europeas, que más que peligrosas, están ya en fase claramente bajista. Eso no significa que no vayan a rebotar, pueden rebotar perfectamente, y violentamente, pero cuando los índices están bajistas siempre hay más posibilidades de que las malas noticias se perpetúen más de lo esperado.

El cambio de paradigma que estamos viviendo las últimas semanas, no es tanto que la subida de tipos vaya a suponer que se retire dinero del mercado y la bolsa se desinfle, sino que tal vez la economía no va a dar tantas alegrías. Esto sería un escenario peligroso, pero por ahora vamos a pensar que no es así, que lo que dice la FED es cierto y que la economía americana está yendo a más.

El Nasdaq fue el único índice que consiguió hacer nuevos máximos, pero dejó unas divergencias bajistas muy acusadas, como se ve en el gráfico semanal bajo estas líneas.




Está aún en proceso de purga de toda la sobrecompra extrema acumulada hasta enero de 2.018. Como reacción a esa sobrecompra extrema, está ahora sobrevendido, y con mi sistema no puedo entrar largo hasta que se de el giro alcista que le permita salir de la sobreventa.
Para igualar la primera pata bajista, debería llegar a los 6.740 puntos aproximadamente, muy cerca de donde ahora se encuentra la banda inferior de Bollinguer (Exp 11, varianza 2). Ya estamos en una zona interesante para ver si hay un rebote,  a un 3% del punto óptimo.
De verse el rebote, con el índice saliendo de sobreventa, ¿dónde poner el stop de pérdidas?
Hay mucha gente que trabaja sin stop, no conozco el mundo profesional, me refiero a los minoristas, pero es gente que acaba desplumada. He podido ver algunos casos ya. Yo mismo quebré mi primera cuenta así. Así que yo estoy convencido de la necesidad de usar stops que no comprometan la pérdida de más de un 2% de tu capital como muchísimo. El stop clásico en esta situación sería algo por debajo del mínimo de febrero, pero para mi el stop debe ser el mínimo del giro, cuando este se produzca.

Es decir, primero se espera por la zona, que previamente se ha determinado como interesante para vigilar, al giro o rebote, y si se produce, ese debe ser nuestro stop. Sagrado. Ya habrá más oportunidades.

Yo trabajo con velas cerradas, normalmente en semanal, así que es un ejercicio de paciencia. Por el lado positivo, no se sobre-opera ni se vive esclavizado de la gráfica. Bien es cierto que los stops suelen ser lejanos y el tamaño de mi cuenta me obliga a trabajar con cantidades muy prudentes, precisamente para no arriesgar nunca más del 2% de mi capital por operación.

¿Cómo interpreto señal de giro?

Además de cierto gusto por Fibonacci, de la época que estaba obsesionado con las ondas de Elliot, me queda la fijación por observar movimientos más rápidos y profundos en sentido contrario al dominante. Es decir algo así como lo que he redondeado en el gráfico del Nasdaq en velas horarias:
Son movimientos bruscos de rebote. Para mi es ahí donde hay que marcar el stop y olvidarse de lo demás. Si además esos giros están en las zonas clave, y vienen acompañados de volumen, se pueden dar por buenos. Si además hay mucha mecha por abajo, fantástico. De las figuritas paso, como mucho un doble suelo o un triple suelo, más que nada porque eso es una marca de soporte.

Donde no recomiendo ahora mismo buscar giros alcistas es en la zona de soporte de Europa. El soporte está pinchado, el índice está en tendencia bajista, tanto por mi sistema como desde un punto de vista clásico con máximos decrecientes y entregando nuevos mínimos.
¿Quiere decir eso que el Eurostoxx no podría girarse?
No, el Eurostoxx puede girarse, pero es menos probable, y ahora conviene darle tiempo para que en todo caso recupere su estructura alcista, al menos con un mínimo creciente. Ya habrá tiempo.

Del Ibex, mejor ni hablamos. De vez en cuando leo alguna noticia, como por ejemplo las entradas de nuevos socios en el Santander como Capital Group, y me pregunto si será eso verdad de que va entrando dinero inteligente, de manera silenciosa, en los índices europeos. Pero la verdad es que mientras sigan cayendo, ¿por qué no dejar a la mano fuerte que haga el trabajo sucio? Cuando hayan terminado de entrar, comenzará a subir, y ese será el momento para entrar. No antes. Y eso no será tarde.

Si los americanos podrían perfectamente caer otro 5%, el IBEX se podría zampar el último asidero en los 9.200 e irse a los 8.500... sólo es un 8% más abajo de la zona actual. Así que prudencia y cautela, y no intentar anticiparse a los giros, sino que hay que esperar a que se produzcan con nitidez.

lunes, 19 de marzo de 2018

Qué hacer en un lateral

La semana pasada fue decepcionante, y esta semana ha comenzado con fuerza bajista.

El peor escenario posible sería que la economía americana vaya a menos. Mucho peor escenario que el "normal", es decir, que los tipos se vayan subiendo para contener un hipotético recalentamiento de la economía, y eso disminuya la liquidez y ralentice o aplane la bolsa americana. Ya la semana pasada hubo un mal dato de ventas minoristas y aparecieron ventas. Hoy mismo se ha hablado de que las ventas del iPhone van a bajar. A eso se ha sumado que Facebook pudiera encarar problemas por filtración de los datos de sus usuarios. Son valores capaces de generar movimientos de mercado.

De momento vamos a pensar que no estamos en el peor escenario, sino que estamos atrapados en un lateral. Hablo de USA, que sigue alcista de largo plazo.

Lo que mejor funciona en un lateral es estar atento a unas bandas de Bollinguer representativas del lateral, comprar en el rechace de la banda inferior, y vender en el rechace de la banda superior.

Me he configurado las bandas de Bollinguer en (11,2), y siendo 11 una media exponencial.

Nasdaq metiendose en problemas. Hoy frenó caída en la media de las bandas de bollinguer. Habrá que esperar si vuelve a los 7.600 o si se va a los 6.900, que es de lo que tiene pinta a la luz de las divergencias bajistas que presenta.


El Dow está estancado, pero tiene toda la pinta de que se va a la banda inferior, a los 23.600.

El SP500 tiene pinta de ir a los 2.600



 Europa está abocada a testear de nuevo sus mínimos. Si los pierde, certificará su estructura bajista incipiente, para no dejar duda alguna.

domingo, 11 de marzo de 2018

El Nasdaq vuelve a máximos históricos, ¿está la bolsa cara? ¿queda más tramo alcista?

Efectivamente tuvimos una semana de respiro para la renta variable entre los grandes índices mundiales, dando continuidad al rebote americano del viernes 2. De nuevo hemos visto este viernes 9 a los americanos cerrar con fuerza, llevando incluso a máximos históricos al índice Nasdaq, el de las compañías más disruptivas y tecnológicas.

La pregunta del millón es si este es un rebote más, dentro del proceso de ajuste inciado el 29 de enero, o si estamos ya en otro fabuloso tramo alcista americano, de unos cuantos meses al menos.

Escuchaba por la radio esta semana a una analista de fundamentales que comentaba lo cara que está la bolsa americana en términos de beneficios por acción, aunque no tenía agotado el crecimiento, y lo barata que está la Europea. Su discurso giraba sobre estos ejes:
  • Mientras la economía americana crezca -y no hay señales para pensar que va a dejar de crecer-, es posible que las cotizaciones sigan subiendo, manteniendose caras en términos históricos, por encima de PER 17, pero aceptablemente caras.
  • Europa alcanzará su potencial alcista en la renta variable -siempre y cuando los políticos no hiceran cosas extrañas-, dado que estaba en un fase más temprana del ciclo de estímulo monetario, siendo aún la curva de tipos negativa. 
Bien pudiera ser que este extraordinario ciclo alcista no esté acabado. Los que no somos analistas no necesitamos acertar, sino detectar la tendencia dominante y adherirse a ella, sin dejar de llevarnos por la euforia o el pánico, manteniendo la prudencia. Lo cual es casi tan difícil como acertar.

En cualquier caso, conviene estar muy alterta. Este sería el décimo año para el mercado americano.

Si alguien tiene curiosidad por ver cómo están los PER de los principales índices mundiales, puede pinchar aquí y juzgar por sí mismo. De los grandes, el índice más caro es el Nasdaq con un PER de 33, por los cielos, gracias a los dragones digitales que se están comiendo el mundo, y el más barato es el FTSE 100 en 13'5, pagando el infierno del Brexit.

Nuestro IBEX está en 14, yo lo veo hasta caro, como el grueso de los inversores, que no tocan el IBEX ni con un palo. No levantamos cabeza entre la falta de innovación  de nuestras grandes empresas y la lentitud en su transformación digital, y otras desgracias relacionadas con el bajo nivel de nuestros políticos y su incapacidad para pactar un modelo de cuentas sostenible, con una deuda galopante, rescatando a bancos con un dinero que no existe. El día que se acabe el dinero gratis para tapar las vergüenzas de los bancos y para financiar la deuda nacional, el problema catalán va a ser una anécdota minúscula.

Por cierto, ¿os acordáis cuando De Guindos y Rajoy allá por el 2.012 decían que el rescate a la banca no nos iba a costar un duro? Pues estos inútiles siguen como si nada mientras que el país aguanta gracias a la respiración asistida del Banco Centra Europeo. Muchos dirán que era necesario rescatar a la banca. Ahí puede haber debate, pero en lo que no veo debate posible, además de que mintieran de manera evidente una vez más, es que han hecho una pésima gestión con el dinero de todos, para regalarlo a unas pocas manos.

Y la mala gestión económica nos va a pasar factura, porque el ciclo de expansión monetaria sólo está sirviendo para maquillar una realidad en España que va a explotar algún día, otra vez, pero con más virulencia, y es que seguimos con una economía cogida con alambres, con tasas de paro inasumibles, con una población envejecida porque no hay dinero para tener más hijos y las familias están endeudadas con sus hipotecas, sacrificadas por una burbuja inmobiliaria que no terminó de explotar como debiera, precisamente por el rescate a la banca. Aquí todos tenemos nuestro granito de culpa, empezando por la incultura financiera que reina entre la clase media, condenada a que la estafen una y otra vez. Los políticos sólo son un reflejo de la sociedad.


Este gráfico da una idea más concreta de cómo está de caro en términos históricos el SP500. Yo creo que la bolsa está muy cara después de un ciclo alcista extraordinariamente largo, este sería el décimo año en la bolsa americana, pero como dijo Keynes "El mercado puede permanecer irracional más tiempo del que usted puede permanecer solvente".

Insisto en que no se trata de acertar, sólo de tener prudencia e ir con la tendencia dominante.


Según Cárpatos los Hedge Funds siguen neutrales, aunque con un repunte de actividad. Desde el blog de Markettiming siguen optimistas con la renta variable en Estados Unidos, pero llaman a la cautela porque la amplitud de mercado es desigual entre los índices, subrayando que los valores "pequeños" del Rusell y del Nasdaq van mucho mejor que los grandes del Dow Jones. La disparidad, dicen, no suele ser buena señal.

Estoy de acuerdo, aunque su post es previo al subidón del viernes, y entiendo que serán más óptimistas el lunes. Como también entiendo que lo más probable es que el lunes vuelva el optimismo de forma generalizada y est emovimiento tenga continuidad. Luego ya veremos.

Yo me he sumado al carro alcista de los índices con mejor cara, los americanos. Pero como no me fío ni un pelo, tengo un stop por debajo de los mínimos del miércoles 7, algo más ceñido de lo que utilizaría en circustancias normales. En circunsatancias normales sería incluso por debajo del mínimo semanal, aplicado según el cierre de la próxima semana. En cambio, ahora lo aplicaré de manera automática en cuanto la cotización llegue ahí, sin importarme el cierre semanal.

Entré largo el jueves en el Nasdaq y en el SP500 y finalmente el viernes me atreví con el DOW, del que estoy más reticente, como luego explicaré.

Veamos si hay motivos para el optimismo, aunque sea en el corto plazo, entendido como una pocas semanas.

La Nota a 10 años de la deuda americana sigue atascada en el corto plazo en un pequeño lateral. Sigo pensando que acabará rompiendo por arriba. Sólo hay una posibilidad de que NO rompa arriba: es el supuesto de que la economía americana se enfríe y no se atrevan a subir los tipos de interés... lo cual sería muy malo para la bolsa. Recordemos que si rompe con violencia para arriba, pinchando la burbuja de los bonos, también sería realmente malo para la bolsa (este es el escenario que veo más probable, que se acabe pagando la chapuza que se ha hecho para tapar la crisis, inundando de dinero la economía y generando más burbujas). En cambio, si sube poco a poco y la economía americana crece, la bolsa americana podría aguantar alcista en el medio plazo antes de marcar el cambio de ciclo. Es decir: 2 escenarios muy malos, y uno aceptable por un tiempo.
Pero por ahora, la rentabilidad Nota está en una zona en la que el miedo de febrero ya está amortizado.

Mientras siga ahí, se puede especular en el corto plazo con un tirón al alza de las bolsas. Ojo cuando rompa al alza.

Renta Variable


El DOW en semanal está amagando con salir de la sobreventa y dar por finalizado el enjuage de la sobrecompra extrema que alacanzó en enero. Aún no ha salido en velas semanales de la sobreventa, pero tiene toda la pinta de que lo va a hacer, a poco que la próxima semana sea minimamente benigna.
El tramo alcista desde 2.016 hasta hoy, en velas semanales, llevó a un sobrecalentamiento que explotó en febrero. ¿Comienza un nuevo tramo alcista?

La línea de tendencia de mi MACD acelerado dice que si, aunque bien pudiera ser una señal en falso como la del 2.015. Suele "acertar", pero no es infalible. Es más fiable cuando va subrayada por divergencias alcistas, y aquí no las tenemos.

Si me he lanzado a entrar en largo ha sido realmente por el SP500 apoyando al Nasdaq. En el SP500 en semanal tengo todas las señales a favor, aunque sea en una fase temprana y frágil.
MACD en positivo y salida de sobreventa, aunque sea por los pelos.

Y el que da gloria ver es el Nasdaq en semanal, que apenas se ha despeinado, y ya está en máximos.

Y que el Nasdaq esté en máximos, según mi indicador de PVI y NVI -el menos fiable- tiene que ver con que se ha sumado la masa desinformada a comprar, y ya no está entrando sólo dinero inteligente.
Esa barrita verde de esta semana significa que compra todo el mundo: mano débil y mano fuerte.

En cambio en el DOW y el SP500, el precio sólo lo sostiene la mano fuerte:
Tengo que recordar que mi indicador concuerda con Markettiming pero no con los saldos de los Hedge Funds, así que cautela. Si fuera por este indicador habría que pensar que la mano fuerte ha comprado todo lo que ha podido.

En Europa, la zona de soporte de corto plazo del Eurostoxx en semanal ha servido para armar un nuevo rebote. ¿Será el bueno?
Sale de sobreventa, aunque aún no acompaña el MACD como debiera. Pequeña divergencia alcista en la línea de tendencia del MACD. Debe darnos una semana más en verde para alejar la posibilidad de que se crucen las medias que señalan cambio de tendencia. Un cierre semanal por encima de 3.500 es necesario para alejar fantasmas.

El DAX en semanal está muy parecido. Parece que la mano fuerte se anima.
Buena señal si logra un cierre semanal por encima de 12.700

El Ibex sigue horrible, ya con las medias semanales claramente cruzadas a la baja, pero al menos presenta una pequeña divergencia alcista. Si el resto tira, el IBEX irá detrás casi seguro, armando rebote.

Su aspecto mejoraría mucho si cerrara esta semana por encima de 10.100 aproximadamente. Para mi sería señal de compra.

************

¿Está la bolsa cara? ¿Queda más tramo alcista?

Sí, la bolsa está cara, pero puede quedar un tramo alcista de importancia. Algún día se va a caer, pero esta semana apunta a continuidad del respiro. Y si este respiro se afianza con una buena semana consecutiva, la fiesta alcista está servida.

Si por el contrario tenemos una semana bajista, con nuevos mínimos, la renta variable en Europa se pondría peligrosa de verdad.

Recomiendo estar muy pendiente de los saldos de los Hedge Funds que publican en en el blog de Cárpatos. Si los saldos salen de neutral a compradores, el rebote debe ser bueno. Si se ponen vendedores, yo saldré huyendo.

Mientras que la rentabilidad de la Nota esté por debajo de 3,05 y la economía americana siga fuerte, hay que sumarse a la tendencia dominante, aunque sea tapándose la nariz de la burbuja financiera montada por los Bancos Centrales. Sigo pensando que estamos en los albores de un cambio de ciclo, pero son procesos muy lentos y jamás hay que ir contra el mercado. He comentado en el post que he abierto posiciones largas en los índices, pero lo que no he comentado es que también tengo posiciones cortas en valores que veo especialemente débiles.

domingo, 4 de marzo de 2018

Quizás veamos un respiro para la renta variable pero el largo plazo cada vez está más complicado

Se cierra un mes negativo para las bolsas, especialmente para el IBEX y el DAX, pero también para el DOW y el SP500.

Me parece que el mercado está complicado. Me temo que toca prepararse para un tiempo de mercados laterales y bajistas. Los mercados laterales me resultan muy incómodos porque obligan a ser muy preciso en la entrada y la salida. Los bajistas me cuestan porque tras las caídas verticales suelen tener rebotes muy profundos que confunden

Según los datos de Perpe, el flujo de fondos de inversión y ETF’s netos en Estados Unidos durante la semana previa a esta fueron otra vez negativos para las acciones americanas, mientras que el saldo neto es positivo para fondos de valores extranjeros, bonos y especialmente monetarios.

Desde el blog de Markettiming se avisa que la amplitud de mercado en Europa está ya deteriorada, aunque según los indicadores que manejan, el saldo del dinero inteligente sigue en positivo. Algo mejor ven al mercado americano, que está sufriendo más en lo que reflejan los índices que en la amplitud de mercado y el saldo del dinero inteligente.

La Bolsa de Psico hace un estudio muy detallado de los niveles a vigilar, que se han ido rompiendo, en las bolsas europeas.

Según la información diaria sobre los Hedge Funds que provee Cárpatos, estos siguen neutrales y con baja actividad, a la espera.

La rentabilidad del bono americano, bajo estas líneas en gráfico de velas mensuales, parece que tiene que ir a más, al menos a testar los máximos de enero de 2014. Si rompiera esa resistencia sería una señal de tremenda alarma para la renta variable. Mi impresión, por la velocidad que lleva, es que lo va a hacer en algún momento de este año. Habrá que seguir atentos.

Pero se observa en velas semanales, gráfico bajo estas líneas, que se está estancado. Creo que es un respiro antes de seguir subiendo. Si por el contrario retrocede, debería darle un nuevo tramo alcista más a la renta variable americana, quizás la última oportunidad para que las europeas levanten cabeza.


Renta Variable


El Dow Jones nos dejó la primera vela mensual roja en mucho tiempo, y la primera de esta relevancia en dos años. Es cierto que la vela de febrero tiene mucha mecha de rechazo por debajo y que la tendencia de largo plazo es impecablemente alcista, pero hay que ser precavidos porque veníamos de un nivel de sobrecompra extremo, y un ajuste "normal" nos puede llevar un 20% más abajo a lo largo del año.

En velas semanales, se ve que la última vela bajista ha vuelto a encontrar rechazo, pero me temo que lo más probable es que revisitemos la zona de mínimos anuales.
Se sigue pagando la sobrecompra. Lo menos probable es una salida inmediata al alza desde el precio actual porque, por muy intensa que esté pareciendo la corrección, estos ajustes suelen tomar más tiempo, proporcionales a la profundidad de la descarga inicial. Véase a modo de ejemplo la W de 2016 previa a todo este tramo de rally. Lo más probable es o bien una lateralización o bien una vuelta a mínimos anuales o incluso un poco más abajo en las próximas semanas. En cualquier caso, la tendencia sigue siendo alcista, sólo que estamos en un periodo de ajuste y es difícil hacer previsiones. Imposible saber si esto es el comienzo de un largo periodo de distribución o queda más tramo al alza antes del inveitable cambio de ciclo que algún día llegará.

Lo  que está claro, es que aún no hay señal de vuelta al alza.

Incluso el Nasdaq, que es el que mejor cara tiene de los índices americanos, sigue indicando en velas semanales que hay que estar fuera porque sigue en el proceso de eliminar la sobrecompra acumulada.
Como ninguno de los índices americanos ha llegado a perder la tendencia alcista de largo plazo, es muy factible que esto se quede en un aclarado para poder seguir subiendo un buen tramo más. Pero por ahora siguen sin señal de vuelta.

Si hacemos un poco de caso al indicador basado en los conceptos de NVI y PVI, y sólo se le puede hacer un caso muy relativo, la mano fuerte está sosteniendo el precio mientras la mano débil huye. Esta inferencia no casa con los datos reales de los saldos de los fondos y los hedge funds.

Vemos para el gráfico semanal del SP500 como  la mano fuerte está absorviendo las ventas en pánico de la mano débil. No me lo termino de creer. En cualquier caso, la mano fuerte también retrocede. En este indicador es más importante la tendencia del histograma que el valor neto.

En Europa los gráficos cada semana están peor. En el gráfíco del Eurostoxx bajo estas líneas se observa como se están pagando las divergencias bajistas europeas. Sólo un pequeño soporte de corto plazo da esperanzas para frenar la debacle. Yo creo que cederá, y desde luego no hay señal de vuelta.

En el DAX, parece que aún no ha huído el dinero inteliente, y la alcista de largo plazo se mantiene. Quizás haya esperanza aún. Lo cierto es que las medias que utilizo para decidir si un índice es alcista o bajista, están muy cerca de cruzarse a la baja, y cuando se cruzan a la baja no perdonan.

En el Ibex las cosas están peor. Ya estamos en la zona comentada semanas atrás (9.600-9.200) como zona de soporte. La siguiente es la zona de los 8.500, que hace unas semanas me parecía un castigo muy duro, pero viendo como se está desarrollando la situación, no descarto nada. El Ibex según mi sistema de cruce de medias semanales ya es un índice bajista de largo plazo.
Bien es cierto que si el Ibex está en zona de soporte y tiene espacio para dar un buen rebote sin perder su nueva condición de bajista.

En el Nikkei ya no queda mucha defensa más que la alcista de largo plazo. Es de esperar que sea capaz de ofrecer un rebote. Lo cierto es que las divergencias bajistas son claras y aún no hay señal de vuelta.



Renta Fija


Parece que el Tesoro Americano está haciendo suelo en zona de soporte. Si lo consigue, debería dar al menos un rebote dentro de su estructura bajista. Esto daría un respiro a las bolsas.
No hay señal de giro, pero estamos en zona de soporte, y está el amago de cortarse la sangría. A mi modo de ver se podría ver ese rebote como una oportunidad de abrir cortos. Hay que darle muchas semanas para que rebote, se aleje de la zona de soporte, y esperar a una nueva señal bajista. Estoy casi seguro que en ese rebote, por llegar, el dinero inteligente aprovechará para aligerar.

El Bund está formalmente en un lateral alcista de largo plazo, pero amenzado por divergencias bajistas, y habrá que ver si el rebote de corto plazo prospera, o es una oportunidad para esperar el momento de abrir cortos. Esa es mi impresión. Según mi sistema, en realidad ha entrado en fase bajista.


Forex


El Par Euro Dólar sigue en zona de confort por encima de los máximos de 2.017, en tendencia alcista, pero amenazado por las divergencias bajistas. Tengo la impresión de que necesita oxígeno antes de seguir subiendo y puede lateralizar un tiempo entre la zona de 1,21 y 1,25. Si va de nuevo a por la zona de 1,25 es muy probable que pague sus divergencias bajistas.Si pierde la zona de 1,21 aplicaría stop en las posiciones largas.


En el Euro Yen se observa claramente cómo se pagan las divergencias bajistas, hasta el punto de que podría llegar a perder su impecable tendencia alcista.


En el USD/YEN la tendencia bajista es clara, y trata de armar un rebote de corto plazo desde una zona de soporte de largo plazo. Entiendo que ese rebote acabará llegando y también dará oportunidad de abrir cortos más adelante para buscar los 100 e incluso perderlos.