Páginas

miércoles, 3 de diciembre de 2014

2/12/2014 Apuntes Mensuales

Mientras el mercado no me demuestre lo contrario, mi marco de referencia es que estamos en un periodo correctivo iniciado el 19 de junio en 11.250 y que vamos a estar laterales bajistas por lo menos hasta febrero del 2016, que es tan sólo un tercio del tiempo del periodo alcista verano del 2012-verano del 2014, que considero que es precisamente el periodo que ahora estamos corrigiendo.

Por precio hemos hecho ya la mínima de las correcciones posibles en cuanto a profundidad, y es posible que no volvamos a perder los 9.400, pero no es ni mucho menos algo seguro. Estoy convencido de que al término de la escalada alcista de corto plazo en la que estamos, iniciaremos una corrección que al menos nos devuelva como poco al entorno de los 10.000 puntos.

Contexto de largo plazo


Mi idea sigue siendo la misma, estamos digiriendo aún la subida a los 11.250 desde los ya remotos y olviados 5.900 puntos. Este lateral bajista es un tiempo necesario de reposo para preparar las bases de un ciclo alcista que nos dará una magnífica onda [C] para acabar la onda b, cuyo desafío es corregir las caídas que se iniciaron hace 5 años desde los 16.000 puntos. Es un periodo que puede durar meses aún. Difícil de estimar porque el lateral bajista del que hablo es una onda [B], de la que aún tenemos pocas pistas. Con un poco de suerte, podremos empezar a trabajar en distintas hipótesis al final del mes. Pudiera ser un triángulo, pero sólo hay algún indicio por ahora porque esto acaba de empezar aunque algunos se empeñen en ver ya los 12.000 puntos.

Que las cosas no están bien, se ve fácil con los indicadores más clásicos. El MACD sigue amenzando con cortarse a la baja, el estocástico ya lo hizo, y el RSI tal como yo lo interpreto, marca ventas. Lo más positivo que veo es que mi sistema de cruce de medias habla de estrategias alcistas en el largo plazo. Tal vez el lateral bajista no se alargue demasiado y esta primavera lo podamos celebrar.

Contexto de medio plazo

La fuerza de la vela que dejó la semana en los mínimos de octubre sige funcionando. Pinta todo muy sano y robusto, pero yo no me fío como para pensar en una ruptura clara de la directriz de largo plazo en términos de velas semanales. Por mi análisis de ondas, creo que le faltan toques aún.
Me parece que se está dibujando un triángulo con resolución alcista, pero es muy pronto para saberlo.

Tanto el MACD como el estocástico, cortándose al alza, corroboran que el Ibex está en buen momento, pero yo me fío más de mi análisis de Elliott y de los indicadores en velas mensuales que de los indicadores en velas semanales. Si el precio se estrella en los 10.950/11.250, los indicadores semanales se darán la vuelta por muy bien que estén ahora.


Contexto de corto plazo

Seguimos en la estructura alcista que vengo comentando desde el día 17 de noviembre. Cada vez se acumulan más indicios de que fue ahí el arranque, aunque sigo con la duda por ese mínimo corte a la directriz alcista que he comentado en post anteriores, y me hacen dudar de si la estructura alcista se inició el 20 de noviembre en vez del 17.
El nuevo indicio a favor de la tesis de que la estructura alcista de corto plazo se inició el día 17, es la perfecta alternancia entre las ondas ii y iv, que parece ahora ser un triángulo habiendo alcanzado ya su corrección máxima (10.610), sin volver a ese punto tal como yo esperaba.
Fui prudente y deshice mis posiciones cortas ayer porque me pareció sospechoso que no corrigiera con la fuerza esperada y siguiera haciendo ondas sin rumbo, sin entregar mínimos crecientes. Me parecía que había riesgo de que comenzara la v onda al alza y me dejara pillado, y que había más riesgo en mi posición corta que posible recompensa, ya que estaba operando con turbowarrants con Knockout en 10.800... demasiado riesgo.
Los indicadores marcan subida, pero también cierto agotamiento tal como yo los interpreto. El MACD está luchando contra la directriz bajista, es posible que logre un máximo que comience el cambio de divergencias bajistas por divergencias alcistas.
La media simple de 50 sesiones (línea gruesa naranja) sigue por debajo de la de 200 (línea gruesa morada). Esto es una señal clara de debilidad alcista. Los cruces al alza de la de 50  a la de 200 se conocen como el cruce de oro, porque anticipan periodos alcistas muy largos, pero el cruce a la baja se llama el cruce de la muerte por la razón contraria. De todas maneras, yo creo que la tendencia de fondo de largo plazo es alcista, y no hay que darle demasiada importancia, salvo cuando cruce al alza, que puede marcar el final del lateral.

Creo que la onda iv se está formando de esta manera, y que por eso me ha costado tanto seguirla. Se trata de un triángulo en términos de Elliott, probablemente restrictivo. En términos de análisis técnico convencional, no es más que una gallardete o un banderín.

Según mis estimaciones, la onda iv acabará mañana o el jueves en los 10.692 puntos. Esto significa que ya ha hecho su mínimo y no volverá a pasar por los 10.610 hasta que se acabe este tramo alcista.

Estimar la onda 5 sigue siendo difícil:
- La directriz de largo plazo podría frenar la semana que viene en el entorno de los 11.150 a la onda 5, que sería el objetivo de una onda C=A desde los mínimos del día 17. Si hacemos este mismo cálculo, pero haciendo la extensión desde los mínimos reales de la onda B en, los 9.995, el objetivo para la onda 5 sería 11.099 puntos.
- Si tomo la hipótesis de la pauta terminal que comentaba el viernes, que sigue siendo válida, y la onda 5 se lanza desde la onda E en 10.692, el objetivo máximo sería 11.156 puntos.
- La posibilidad más bajista, el fallo de quinta, si lo hubiere, en las mismas circuntancias, con una E en 10.692, debería dar como mínimo de los mínimos 10.760 puntos. Obviamente, las consecuencias bajistas serían fulminantes. Aunque si la onda 4 es este triángulo que he dibujado, debería romper los 10.770 puntos antes de comenzar la corrección.
- La posibilidad más alcista sería que la estructura alcista se hubiera iniciado el día 20 y faltara aún mucho por ver de la subida. Pero la posibilidad más alcista para la secuencia, si aceptamos que se inició el 17 de noviembre, sería tener una onda 5 extendida de al menos 1.066 puntos, lo que nos colocaría en los 11.758 puntos para un final de onda 4 en 10.692.

Las posibilidades son múltiples, y las que he citado sólo son las más comunes y las más extremas, hay que esperar primero a que finalice la onda 4 y ver qué pistas nos da el arranque de la onda 5.

Para la segunda quincena de diciembre espero la corrección a esta secuencia alcista. Mi cifra de referencia son los 11.150, por poder hacer algunas estimaciones. Si dejamos techo en los 11.150, desde ahí recortaremos antes de que acabe el mes al menos un 38,2% que nos lleve a testear el techo del lateral que acabamos en los 10.500. Pero esto ya es adelantarse demasiado aventurarse con la poca información que sé manejar. Además, el final de este impulso alcista será otra vez el comienzo de una onda B. Así que en el medio plazo estaremos en una onda B y en el corto plazo estaremos en una onda B... va a ser un caos y problemente un peñazo. Disfrutemos este impulsito que queda, a ver lo que da de si.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se agradecen consejos y críticas constructivas!